martes, 29 de marzo de 2016

LA CASA DE LA GRÚA

    
     Una de mis primeras escapadas desde que me dedico a registrar mis "fechorías". Lo impactante de esta casa no es su conservación ni la cantidad de detalles que contiene, sino el hecho de que una grúa, utilizada para la construcción de un edificio aledaño, también abandonado, cayó sobre ella, dañando una de sus esquinas. Al menos a mí, me encantó esa visión  :P









Al fondo, el edificio en construcción, también abandonado, al menos en el momento de mi visita...




El estado es completamente ruinoso y me dio muy mala espina desde el principio...


     Apenas se reconocían algunos espacios. Aquí, una chimenea en un cuarto de piedra con puertas acristaladas.


     En un piso superior, sin suelo, se puede ver lo que fue una cocina. La cocina económica voló, mientras una olla hace malabarismos entre las vigas.




     Lo más impresionante de este lugar en sus buenos tiempos  fueron, sin duda, las escaleras cuyo hueco, peligrosísimo ahora sin pasamanos, atravesaba todo el edificio.












Me da mucha pena cuando abandonan las plantas con la casa.


1970...


     Al fondo del pasillo, a la derecha (como siempre) se puede ver un cuarto de baño. El pasillo generaba tanta desconfianza que no me atreví a cruzarlo entonces. Hoy, lo cruzaría.








     La planta baja parece que se hubiese dedicado a algún tipo de negocio, ya que me cuesta integrar esta decoración en un hogar normal. Quién sabe, cuestión de gustos.





     Además de por el estado en que se encontraba, tampoco nos aventuramos mucho más porque había un local al otro lado de la calle cuyos dueños no nos quitaban el ojo de encima...

     Así que, un último vistazo y nos vamos...


     Hace ya unos añitos desde que visité este lugar, no sé si sigue en pie, si quitaron la grúa o si el edificio de al lado llegó a terminarse... Algún día volveré para actualizar la entrada  :)







9 comentarios:

  1. buen reportaje, con detalles interesantes, saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Pedro. Estaba muy hecha polvo y por aquel entonces, mi cámara no era nada buena. Aún así, me apeteció darle su reportaje. Un saludo y gracias por tu visita :)

      Eliminar
  2. Al fin el retorno!!!!
    Gracias por volver a publicar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ☺ muchas gracias, Jordi, por tu visita y tu interés. Espero poder publicar más a menudo y sobre todo, salir a explorar que es lo que no estoy haciendo y lo necesito como respirar... Espero que sigas ahí cuando traiga novedades ☺
      Gracias por calmar mi mono de escapar con tus reportajes. Un saludo!

      Eliminar
  3. Un lugar muy interesante! Me encanta tú blog y todos los lugares que publicas. Aquí otro apasionado de los lugares abandonados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Miguel! Llevo un tiempo sin poder publicar y me alegro de que siga despertando interés el blog. Espero volver pronto a las andadas y que sigáis al otro lado para acompañarme en mis viajes. Un saludo y gracias otra vez por tu visita.

      Eliminar
  4. Fotos muy chulas,curioso lo de la grua!!

    ResponderEliminar
  5. Respuestas
    1. Muchas gracias, Dani, por pasarte a visitar el blog y dedicar un ratito a comentar 😊
      Lo cierto es que lo de la grúa fue lo realmente atractivo del lugar, ya que como ves, no se conservaba muy bien. De todas formas, un abandono es un abandono y merecía su reportaje. Gracias una vez más y espero volver a verte por aquí.

      Eliminar